HomeDestinosLa sensual Mykonos, puro placer

La sensual Mykonos, puro placer

Según la mitología griega, la isla fue nombrada así por el héroe Mykono, hijo de Apolo; por lo tanto es la isla de la luz, pues aquél del que tomó su nombre tenía vínculos familiares con el luminoso Apolo. Se dice también que en Mykonos el legendario Heracles (Hércules) mató a los gigantes, cuyos cuerpos petrificados formaron las rocas de la isla. En otra versión del mito, es el mismísimo Poseidón quien levanta las rocas que forman la isla, también en contra de los gigantes.

Probablemente la más famosa isla griega. Tiene un paisaje típicamente cicládico. Es árida y está rodeada de magníficas playas. Debe su fama a la belleza de su capital, Chora, a sus casitas blancas de pasajes estrechos y entrañables, así como a sus numerosas playas de gran calidad. Se trata de una isla muy visitada, con una vida nocturna muy acentuada y loca. Aquí debemos hacer una aclaración importante: existe un ambiente gay pero tanto como en cualquier otro lugar. Como este ambiente hay muchísimos más, tantos como puede haber en la isla de Ibiza o Tenerife. El turista tiene que tener en cuenta que se trata de una isla pequeña y por tanto las distancias son cortas. La isla de Mykonos, cada vez mas, es elegida en un viaje a Grecia como único destino. Asimismo, cada vez más son los clientes “repetidores” de esta isla. Y es que dicen que es la mejor isla para entablar relaciones humanas: Dado que su tamaño es pequeño, todo el mundo esta cerca de los demás.

Desde el año 1770 hasta el 1774 la isla queda bajo el dominio Ruso. En el siglo XVIII se observa un nuevo período de auge económico. Mykonos constituye entonces un punto importante en la ruta de los barcos franceses que se dirigen a Esmirna y a Constantinopla. Adquiere su propia flota, la cual a principios de ese siglo posee 50 caiques y 80 barcas. De una población total de 3000 habitantes, 500 son marineros. También, construye su pequeño astillero y durante el conflicto anglo-franco y el bloqueo de puertos que le siguió, los Mykonios aprovisionan los puertos bloqueados con cereales. El desarrollo de la flota naviera se vincula asimismo con la creación de la industria de la lana y del algodón por parte de las mujeres, y con la industria del pan y el molido de los cereales y granos, por parte de los hombres. De esta manera el período transcurrido entre los años 1750 y 1815 constituye para la isla una época de gran auge. En la revolución de 1821, Mykonos toma parte activa en la lucha, ofreciéndole barcos al almirante Tombazis, y cuando los turcos toman represalia hacia la isla, los habitantes se agrupan bajo el liderazgo de la heroína local llamada Mandó Mavroguenis y se defienden de manera exitosa. En el siglo XIX, el dominio de los barcos a vapor y la incapacidad de los habitantes de la isla para adaptarse a las nuevas circunstancias conduce la economía de la isla al olvido.

La consecuencia inmediata es la emigración de los Mykonios hacia zonas que prometían más suerte hasta que, en la década de 1950, los primeros turistas con destino a los espacios arqueológicos de Delos descubren la magia y el encanto de Mykonos. Entonces se inicia una época totalmente nueva en la historia de esta isla: el negocio del turismo ha convertido a la ista en uno de los lugares más conocidos de Europa y Grecia.

Fuente: Greco Tour

 

Share Button

Súbete-a-unos-tacones-pequeña
Anterior
#Altocalcifilia ¡Súbete a unos tacones pequeña!
Una-#Pelirroja-La-mamá-de-mi-amigo
Siguiente
Una #Pelirroja: La mamá de mi amigo